miscelaneas | Constitucional
Autor: 

LO POLÍTICO "NO ERA JUSTICIABLE, PERO HOY SE JUDICIALIZA TODO", opina Rosatti

El santafesino, ministro de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, disertó en Paraná

El ministro de la Corte Suprema de Justicia de la Nación (CSJN), Horacio Rosatti, aseguró en Paraná que "las cuestiones políticas no eran justiciables, pero hoy se judicializa todo". "Esto obliga al juez a estar atento a lo que pasa en el contexto", advirtió el ministro de la CSJN al participar ayer en la charla "El rol del juez en la sociedad actual", desarrollada por el Superior Tribunal de Justicia de Entre Ríos (STJ).
Rosatti sostuvo que "hay una natural falta de comprensión de la política hacia la Justicia y desde el juez hacia la política", por lo que el juez debe "componer conflictos", lo que hace que su función "sea diferente a la de un político".
En ese sentido, resaltó que el ejercicio de la magistratura "requiere que cada uno tenga conciencia de lo que debe hacerse cargo", y puntualizó en que el juez "no inventa un conflicto sino que se hace cargo de una situación que le llega a través del expediente".
Por eso, dijo que "es necesario ver hasta dónde incursiona o avanza el juez en la progresividad de los derechos", siempre basándose "en la Constitución y las leyes". 
Para el juez, el litigio estructural, que busca con un caso resolver varios conflictos, y el litigio estratégico, que pretende modificar una política pública, sucede "porque hay problemas que no los resuelven los que tienen que hacerse cargo de ellos". "El juez debe tener en cuenta si detrás de un litigio se busca cambiar una política que debe resolver otro poder nos puede servir para cumplir con el mandato de afianzar la Justicia", agregó.
Finalmente, resaltó que "siempre tendremos la chance de corregir algunos rumbos de acción", pero consideró como "indispensable conocer las normas, entendiendo el contexto en que se deben aplicar".
Por su parte, el presidente del STJ de Entre Ríos, Emilio Castrillón, afirmó que la Justicia entrerriana y, la Corte Suprema, buscan "conformar un Estado de derecho donde sepamos hasta dónde llegan nuestros derechos y dónde empiezan los de los demás".