miscelaneas | Ambiental

CAMBIO CLIMÁTICO: Trump anunció que retira a EE.UU. del Acuerdo de París

                  El presidente de EE.UU., Donald Trump, cumplió una de sus promesas de campaña al anunciar la retirada del país del Acuerdo climático de París, al argumentar que ese pacto pone en "permanente desventaja" a la economía y los trabajadores estadounidenses, en línea con su filosofía nacionalista.
                 "Nos estamos saliendo. Pero vamo...s a empezar a negociar y veremos si podemos llegar a un acuerdo que sea justo", declaró Trump en un esperado discurso de una media hora desde la Rosaleda de la Casa Blanca.
Así, el mandatario dejó la puerta abierta a que el país se reintegre en el pacto climático en un futuro o a negociar otro acuerdo "enteramente" nuevo, "mejor" y "más justo" para EE.UU.
                  Al iniciar un proceso para la retirada del acuerdo climático, EE.UU. se quedará solo junto a Nicaragua y Siria, los únicos dos países no firmantes de los compromisos adoptados en París por casi 200 naciones a finales de 2015 y ratificados por un total de 147.
                  El punto 28 del Acuerdo de París indica que cualquier país que haya ratificado el acuerdo, como es el caso de EE.UU., solamente podrá solicitar su salida tres años después de su entrada en vigor, esto es, el 4 de noviembre de 2019.
                 Una vez hecha formalmente esa petición, tiene que pasar otro año para que la salida del acuerdo sea efectiva, por lo que si el proceso sigue su curso habrá que esperar hasta el 4 de noviembre de 2020, el día siguiente de las próximas elecciones presidenciales en EE.UU.
                 Con esta decisión EE.UU. "cesará todas las implementaciones" de sus compromisos climáticos en el marco de París, que incluyen la meta propuesta por el expresidente Barack Obama de reducir para 2025 las emisiones de gases de efecto invernadero entre un 26 y un 28 % respecto a los niveles de 2005.

                Pittsburgh, no París: "No queremos que nada se interponga en nuestro camino", subrayó Trump al destacar la recuperación económica de EE.UU. y situar al Acuerdo de París como un obstáculo para la creación de empleos.
                 El pacto contra el calentamiento global "es menos sobre el clima y más sobre otros países que obtienen una ventaja financiera" sobre Estados Unidos, según Trump, que anotó que Washington dejará de contribuir al Fondo Verde para el Clima.
                  Además, el presidente aseguró que París significa "una "redistribución masiva de la riqueza de Estados Unidos hacia otros países".
                  Trump habló también del "inaceptable riesgo legal" de permanecer en el acuerdo en indicó que quiere que EE.UU. siga siendo un "líder" global en la protección del medioambiente, pero de manera "justa", al denunciar que los compromisos de París no han sido lo suficientemente estrictos para países como China o India, tan contaminantes como el suyo.
                  "Fui elegido para gobernar Pittsburgh", una ciudad del cinturón industrial estadounidense, y "no París", enfatizó Trump en línea con su máxima en política exterior de anteponer siempre los intereses de EE.UU. ("America First").

                   Carbón: Los ganadores con la decisión son, además de los votantes más fieles de Trump, la industria del carbón, a la que el mandatario ha prometido revitalizar; el director de la Agencia de Protección Medioambiental (EPA, por su sigla en inglés) y conocido escéptico del cambio climático, Scott Pruitt; y el estratega jefe de la Casa Blanca, Steve Bannon.
                   Del otro lado, el de los perdedores, están quienes habían presionado a Trump para mantener a EE.UU. en el acuerdo, entre ellos su secretario de Estado, Rex Tillerson, y el matrimonio formado por su hija Ivanka y Jared Kushner, además de ecologistas, líderes empresariales y mandatarios de todo el mundo.
                    Durante su campaña electoral, Trump criticó duramente el Acuerdo de París y el cambio climático, un fenómeno que llegó a calificar en el pasado de "invento" de los chinos, y hoy insistió en que su única "obligación" es con las promesas que lo llevaron a la Casa Blanca y con "proteger" los intereses estadounidenses. EFE

                    Protesta: En tanto, una multitud protestó ayer frente a la Casa Blanca después del anuncio de Donald Trump. Indígenas norteamericanos, activistas, organizaciones religiosas, políticos y ciudadanos se unieron ante la mansión presidencial para protestar por la decisión del mandatario.
                    Entre las intervenciones más conmovedoras estuvo la del indígena Grayhawk Parsons, activista por los derechos indígenas de Standing Rock, quien relató cómo en Dakota del Norte, donde Trump ha aprobado la construcción de un gran oleoducto, las empresas petroleras atacan a los miembros de las comunidades.
                   Entre los numerosos participantes en la protesta, Ernesto Vargas, representante de la asociación Chispa por la concienciación sobre el cambio climático, recordó que "la gente de Estados Unidos quiere que este país sea un líder en la lucha contra el cambio climático".

                   Se va Elon Musk: El empresario estadounidense Elon Musk, jefe del fabricante de autos eléctricos Tesla, dijo que no seguirá asesorando al presidente Donald Trump, después de que éste anunciara el retiro del Acuerdo de París contra el cambio climático.
                  "El cambio climático es real. Dejar París no es bueno para Estados Unidos ni para el mundo", escribió en Twitter.
                 Musk participaba junto a otros grandes empresarios estadounidenses en varios organismos encargados de asesorar a Trump en temas económicos.

                Obama: el Gobierno niega el futuro.- El expresidente de Estados Unidos Barack Obama criticó la decisión de su sucesor, Donald Trump, de salirse del Acuerdo del clima de París.
                "Este Gobierno se suma a un puñado de naciones que niega el futuro", afirma el exmandatario en un comunicado. Obama recordó que el acuerdo fue suscrito hace un año y medio gracias al liderazgo de Estados Unidos en la comunidad internacional.
                 Asimismo, apuntó a que el sector privado ya optó por un futuro con menos emisiones contaminantes.
El expresidente añadió que los países que sigan en el acuerdo serán los que cosechen los beneficios que éste implica en términos de empleos e industrias creadas.
                Unirse a la lucha para reducir las emisiones de dióxido de carbono "abre las puertas a empresas, científicos e ingenieros para desarrollar alta tecnología, inversiones e innovaciones para la reducción del carbono a una escala sin precedentes", indicó.

                "No hay plan B, porque no hay planeta B": El presidente francés, Emmanuel Macron, dijo que la decisión de su par estadounidense, Donald Trump, de retirar a su país del Acuerdo climático de París constituye "un error tanto para Estados Unidos como para nuestro planeta".
                 Asimismo, lanzó un mensaje dirigido especialmente a Estados Unidos, país al que calificó como una "gran nación": "No se equivoquen: en clima no hay plan B, porque no hay planeta B", afirmó.
"Francia exhorta a todos los países firmantes a permanecer dentro del marco del Acuerdo de París para continuar repartiendo sus responsabilidades y no ceder en nada", dijo Macron.